Categorías
arquitectura arquitectura bioclimática exteriores interiores revestimientos viviendas

Arquitectura ibicenca

Esta arquitectura es uno de nuestros principales referentes: Las casas ibicencas; son ejemplo de sencillez, de funcionalidad, de racionalidad y por ende, de arquitectura bioclimática con mayúsculas.

Estéticamente se caracterizada por el color blanco de las paredes encaladas.  De ahí que la isla de Ibiza (Eivissa) reciba el sobrenombre de “Isla Blaca”.

Famosos arquitectos como Le Corbusier, Walter Gropius, Raoul Hausmann o Josep Lluís Sert se inspiraron en esta arquitectura. 

La arquitectura ibicenca se ha servido de la sabiduría popular que se transmitía de generación en generación, persiguiendo la subsistencia y la funcionalidad.  Arquitectura sencilla y sobria que se iniciaba con un único módulo, al que se le iban añadiendo otros según las necesidades de la familia: cuando crecía el número de miembros de la familia o se hacía necesario aumentar las dependencias por motivos laborales: agrarios o artesanales.  El conjunto de espacios se convertía en una casa totalmente funcional.

Los muros eran anchos, de hasta casi un metro, con pequeñas ventanas armadas con contraventanas de colores, normalmente verdes o azules y fachadas orientadas al Sur para así poder captar en su totalidad los rayos del sol en invierno y protegerse de éstos en verano, es decir, casas bioclimáticas.

Las paredes son, en su mayoría, encaladas, tanto en viviendas como en iglesias, aunque a veces, en las viviendas de los más pudientes, los muros se presentan desnudos mostrando la piedra.

La arquitectura ibicenca tiene sus orígenes en los Fenicios.

Según los ibicencos, “no debes construir tu casa en cualquier lugar”, importante principio bioclimático:

  • Primero tienes que encontrar un terreno con una ligera inclinación con la montaña a tu espalda.
  • La pendiente tiene que estar mirando al sur con la montaña protegiendo tu casa y campos de los vientos del norte.
  • Tendrás que construir la terraza de piedra para dejar la tierra para los cultivos.
  • La entrada tiene que mirar al SUR.

UBICACIÓN, UBICACIÓN, UBICACIÓN, BIOCLIMÁTICA, BIOCLIMÁTICA, BIOCLIMÁTICA!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *